Buscar Ref:
Email
info@studio83.es
Tel
856 508 334

Blog

Las ayudas del Plan Vivienda con ayuda para compra y alquiler tendrán carácter retroactivo a fecha 1 de Enero

16/02/2018

 

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha asegurado que las ayudas previstas en el Plan de Vivienda 2018-2021, aún pendiente de desarrollo normativo, tendrán carácter retroactivo con fecha 1 de enero de 2018.

El anterior plan estatal de vivienda fue diseñado para el periodo 2013-2016 aunque las ayudas se prorrogaron hasta finales de 2017 mientras se aprobaba el nuevo plan.

"El Gobierno está poniendo en marcha el Plan de Vivienda 2018-2021 con gran esfuerzo, intentado arrancar el máximo consenso (...), lo que lleva su tiempo, pero es un tiempo bien empleado", ha asegurado el ministro durante su intervención en la sesión de control al Gobierno en el Congreso a preguntas del grupo socialista.

El plan, presentado en mayo del año pasado, ha superado ya el trámite de audiencia, ha señalado De la Serna, quien ha apuntado que en este proceso se han incorporado más del 50% de las sugerencias planeadas por autonomías, ayuntamientos y profesionales.

Finalizado el trámite de audiencia, se elevará a Consejo de Ministros el real decreto que lo desarrollará para su aprobación.

Posteriormente, en la primera quincena del mes de marzo, se convocará la Conferencia Sectorial y, a partir de ahí, se celebrarán los correspondientes convenios con las autonomías, ha afirmado el ministro de Fomento, ha apuntado.

"El plan introduce numerosos medidas de acuerdo con las comunidades autónomas para agilizar la puesta en marcha de las ayudas", según el ministro, quien ha subrayado que, además de entrar en vigor al día siguiente de su publicación en el Boletín Oficial del Estado, tendrá carácter retroactivo a 1 de enero de 2018 "por lo que no hay ningún problema en la prestación de esas ayudas".

Ayudas para jóvenes

Por su parte, la diputada socialista Mar Rominguera Salazar ha recordado al ministro su promesa de que el Plan de Vivienda estaría aprobado el 1 de enero y ha asegurado que su "desidia y pereza" ha dejado desamparadas a más de 108.000 familias que dependen de las ayudas para la compra o alquiler de una vivienda.

"Con la gente no se juega y exigimos en nombre de esas familias que el real decreto se apruebe cuanto antes y que las ayudas sean retroactivas", ha aseverado la representante del Grupo Socialista.

El plan presentado en mayo contemplaba ayudas de hasta 10.800 euros para facilitare a los jóvenes la compra de una vivienda, así como ayudas al alquiler y las rehabilitación y que las Comunidades Autónomas lo confinancien al 30%.


+ info

La firma de hipotecas bajó un 3,7% en noviembre y rompió con seis meses de alzas

31/01/2018

 

El pasado mes de noviembre rompió con seis meses consecutivos de crecimientos en la concesión de hipotecas. El número de créditos firmados para la compra de vivienda fue de 24.882, un 3,7% menos que en el mismo periodo de 2016, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). A pesar de la moderación que mostraba el mercado hipotecario en el mes de octubre (creció un 8,2%, pero venía de alzas del 29%) y que se materializó con la bajada de noviembre, el acumulado de los 11 primeros meses del año registra un crecimiento total del 10,5%.

El número de hipotecas suscritas menguaron, pero el importe contratado subió, algo que empieza a ser habitual dado el aumento que registra el precio de la vivienda. El importe medio de la hipoteca contratada fue de 122.703 euros, con un aumento anual del 10,7%, de forma que el capital prestado se situó en 3.053 millones, con un alza anual del 6,7%.

En el cómputo total, las hipotecas fijas empiezan a perder algo de peso tras haber alcanzado su cuota máxima el pasado año. En agosto de 2017 cuatro de cada diez hipotecas nuevas contratadas fueron a tipo fijo, un récord histórico sobre todo si se compara con el 2% que representaban en 2012. En noviembre, el 63,5% de los préstamos se constituyó a tipo variable y el 36,5% a tipo fijo. Estas últimas experimentaron un descenso del 6,5% en tasa anual.

Los hipotecados que se han decantado por los préstamos a tipo variable tienen a su favor que el euríbor, el índice más utilizado para el cálculo de las hipotecas, sigue en tasas negativas. En enero cerrará previsiblemente en el -0,188% de media, lo que generará un ahorro de 50 euros anuales. El dato está ligeramente por encima del -0,19% de diciembre de 2017 y es la primera vez en 20 meses que el euríbor no encadena un mínimo histórico, pero los expertos creen que continuará en tasas negativas durante este 2018.

Unos y otros se benefician de unas hipotecas que siguen siendo baratas. El tipo de interés medio de los productos contratados fue del 2,71% (un 14,3% inferior al de noviembre de 2016) y el plazo medio de 24 años. El tipo de interés medio al inicio fue del 2,54% para las hipotecas sobre viviendas a tipo variable (con un descenso del 19,4%) y del 3,10% para las de tipo fijo, un 3,2% menor.

Los expertos no dudan de que las hipotecas seguirán llegando a los compradores de viviendas. De hecho, el Banco de España afirmaba recientemente que hay más facilidades para acceder a una hipoteca, lo que atribuye la mayor facilidad de acceso a los préstamos hipotecarios a una "mayor competencia" entre entidades, a las mejores perspectivas económicas, en particular sobre el mercado inmobiliario, así como a la mayor solvencia de los clientes y, en menor medida, a la mayor confianza de los consumidores, el descenso en el nivel general de los tipos de interés y el ascenso de las operaciones de reestructuración de deuda.

La firma de nuevas hipotecas bajó en todas las regiones españolas, menos en Andalucía, Cataluña, Cantabria y La Rioja. Las comunidades con mayor número de hipotecas constituidas sobre viviendas en noviembre fueron Andalucía (5.124), Madrid (4.585) y Cataluña (4.182). Las que presentaron las mayores tasas de variación anual fueron Cataluña (14,4%), Cantabria (11,4%) y La Rioja (4,1%). Las regiones en las que se presta más capital fueron Madrid (850,9 millones de euros), Cataluña (574,3 millones) y Andalucía (501,5 millones).


+ info

El banco pide menos requisitos para la concesión de hipotecas

23/01/2018

Los criterios de aprobación de hipotecas se relajaron en el cuarto trimestre de 2017, según ha constatado el Banco de España, que atribuye esta mayor facilidad de acceso a los préstamos hipotecarios a una "mayor competencia" entre entidades y a las mejores perspectivas económicas, en particular sobre el mercado inmobiliario, así como a la mayor solvencia de los solicitantes.

 

Así consta en la última edición de la Encuesta sobre Préstamos Bancarios elaborada por el organismo que gobierna Luis María Linde, de la que se desprende que los criterios de aprobación de los créditos a hogares para adquisición de vivienda volvieron a relajarse "en cierta medida" durante el cuarto trimestre de 2017.

Las condiciones generales aplicadas a los préstamos hipotecarios se suavizaron por los menores costes de financiación y por la mayor disponibilidad de fondos, así como por el aumento de las presiones competitivas, explica el Banco de España, que subraya también que el porcentaje de hipotecas rechazadas volvió a reducirse en este periodo, aunque a un ritmo algo inferior al de los tres meses anteriores.

Asimismo, la demanda de préstamos hipotecarios se incrementó ligeramente entre los meses de octubre y diciembre de 2017 gracias a las mejores perspectivas del mercado de la vivienda y, en menor medida, a la mayor confianza de los consumidores, el descenso en el nivel general de los tipos de interés y el ascenso de las operaciones de reestructuración de deuda.

Aumenta la financiación con recurso propios

Según explica el otrora supervisor de la banca española, estos efectos se habrían visto "contrarrestados parcialmente" por el aumento de la financiación con fondos propios y, en menor medida, por los cambios regulatorios o fiscales del mercado y por el aumento de los préstamos de otras entidades y de otras fuentes de financiación externa.

"Los resultados de la Encuesta sobre Préstamos Bancarios muestran que, durante el cuarto trimestre de 2017, los criterios de aprobación de préstamos en España se relajaron algo en los segmentos de financiación a los hogares --tanto créditos al consumo como hipotecas--, manteniéndose estables en el de sociedades", reza el documento elaborado por el Banco de España.

Asimismo, la demanda de créditos al consumo también se incrementó en el último trimestre del ejercicio anterior.

En relación a la financiación de entidades, estas percibieron de forma generalizada una "cierta mejoría" en las condiciones de acceso a los mercados minoristas y a casi todos los mayoristas.

Según recoge el Banco de España, las medidas regulatorias y supervisores han "favorecido", en ambas áreas, un "cierto aumento" de los niveles de capital y de los activos ponderados por riesgo.

Para las entidades españolas, "estas actuaciones no habrían tenido un impacto apreciable ni sobre sus condiciones de financiación ni sobre los criterios de concesión de préstamos y los márgenes aplicados".

Crecimiento de la demanda

De cara al primer trimestre de 2018, las entidades encuestadas no esperan que los criterios de concesión de préstamos se modifiquen ni en el segmento de sociedades ni en los de hogares, mientras que por el lado de la demanda se prevé que las peticiones de fondos aumenten en "todas" las modalidades de préstamos.

En los mercados de financiación minoristas y mayoristas, las proyecciones de las entidades apuntan a una ligera mejora de las condiciones de acceso a los mercados de titulización, fundamentalmente, en el segmento de empresas, en la capacidad para transferir riesgo fuera de balance y en la emisión de valores a medio
y largo plazo.

En relación a las medidas regulatorias y supervisoras, las entidades encuestadas esperan que en el primer semestre de 2018 provoquen un ligero aumento tanto del tamaño total del balance como de los activos líquidos y de los ponderados por riesgo, así como un incremento del nivel de capital, principalmente por el crecimiento de los beneficios no distribuidos.


+ info

El euríbor alargará su tregua como mínimo un año más

09/01/2018

 

Se atrasa la expectativa de subida de tipos en Europa, que algunos esperan ya en 2020. La última encuesta de Bloomberg entre bancos de inversión sobre cómo evolucionará el euríbor a tres meses no contempla que entre en positivo hasta el tercer trimestre de 2019. Consulte más noticias en la revista gratuita Inversión a fondo

 

Puede que la palabra euríbor sea una de esas que, en mayor o menor medida, suene a todo el mundo aunque muchos no sepan explicar con exactitud qué es. Se trata del porcentaje que pagan los bancos europeos cuando se dejan dinero los unos a los otros. La media mensual del precio al que se prestan -aquí pasamos de la teoría a la práctica- es la referencia a la que están vinculados más del 65% de los préstamos hipotecarios en España.

Las políticas monetarias poco convencionales por las que han optado los bancos centrales en los últimos años con el propósito de revivir la economía han inundado de liquidez los mercados y provocado que el euríbor dibuje mínimos tras mínimos desde 2012, con el consecuente alivio que eso supone en la letra que pagan cada mes las personas que tienen una hipoteca a tipo variable.

Sin embargo, la pregunta -lógica- que se hacen muchos es hasta cuándo se va a mantener este anómalo escenario, ahora que los bancos centrales empiezan a diseñar cómo será el fin de los estímulos. Y aunque es imposible saberlo con exactitud, sí que hay indicios que llevan a pensar que el euríbor seguirá dando un respiro en 2018.

Perspectiva de subida en 2020

El más significativo es que se ha enfriado la expectativa de subida de tipos de interés en Europa. Si bien el mercado llegó a descontar que podría ser el año que viene -o incluso este-, ahora se retrasa más allá de 2018 y hay quien la demora ya, incluso, a 2020.

Será ese año cuando, según el último cuadro macro facilitado en la cita de diciembre del Banco Central Europeo (BCE), la inflación se acerque al objetivo de todo banco central o, lo que es lo mismo, al 2%. En concreto, el órgano que capitanea Mario Draghi, su presidente, espera que ésta alcance el 1,7% para entonces. Acto y seguido, la pregunta que muchos periodistas plantearon a Draghi en la rueda de prensa posterior a la presentación de las perspectivas es si ese nivel será suficiente para dar por buena la estabilidad de precios y lanzar la que será la primera subida de tipos de interés de la Eurozona desde 2011.

Pero Draghi evitó resolver esa cuestión, como ya ha hecho en ocasiones anteriores, y hay quien piensa, además, que antes de la subida de tipos llegarán otras medidas, como la de dejar de cobrar intereses a los bancos que aparcan su exceso de liquidez en el BCE -el propósito original de esa penalización es que el dinero llegase a la economía real, se reactivase el crédito y, por tanto, el consumo-.

Sin embargo, según la última encuesta que recoge Bloomberg, la media de bancos de inversión no espera que la facilidad de depósito abandone el terreno negativo hasta el cuarto trimestre de 2019, para cuando prevén que esté en el 0%.

"A tenor del comportamiento de la inflación y de la economía en la Eurozona, es de esperar que la política monetaria promovida por el BCE revierta la tendencia a la baja en los tipos en un futuro cercano y con ello comience una suave escalada", opinan desde Asociación Hipotecaria Española (AHE). Pero no será rápida. Otro de los sondeos que realiza Bloomberg entre las casas de análisis versa sobre cómo creen que evolucionará el euríbor a tres meses en la Eurozona… Y no prevén que empiece a subir hasta el tercer trimestre de 2019; entonces se situaría en el 0%, y habría que esperar hasta el cuarto trimestre para que superase esa barrera (0,1%).

Positivo para las hipotecas...

Que no se esperen movimientos bruscos de esta referencia a corto plazo supone un alivio para ese 60% de la población que está en posesión de una hipoteca variable -ese porcentaje llegó a ser del 90%-, debido al ahorro de intereses que implica. Se ve mejor con un ejemplo. Pongamos que pidió financiación a su banco en octubre de 2008, cuando el euríbor marcó máximos sin precedentes, por valor de 200.000 euros a devolver en 30 años. Entonces el euríbor cotizaba en el 5,226% mientras que el tipo de interés medio que exigían las entidades en este tipo de préstamos se situaba en el 6,21%.

Calculadora en mano, eso suponía abonar una cuota mensual que superaba los 2.000 euros (2.016 euros) ó 24.200 euros anuales. Esa misma letra sería hoy de 741 euros, teniendo en cuenta que el euríbor a 12 meses cerró en noviembre en el -0,189% y que la TAE media de una hipoteca hoy en día está en el 2,21%, según datos del Banco de España (BdE). En otras palabras, el cambio de escenario conlleva un ahorro de 15.300 euros anuales respecto a hace nueve años.

No obstante, los bajos tipos de interés de los que aún se hace gala en Europa han provocado un abaratamiento, también, de las tasas que cobran los bancos en sus hipotecas a tipo fijo. Con un sector más interesado en vender ahora este tipo de préstamos, el 35% de los hipotecados en España ya no tiene porqué preocuparse de cuál será el próximo movimiento del euríbor.

... Negativo para los depósitos

Pero la evolución del euríbor no afecta únicamente a las hipotecas, también influye en la rentabilidad de los depósitos bancarios cuyo rendimiento continúa anclado en mínimos históricos -0,03% de media a un año-. Fidentiis Gestión señalaba en un informe que "es improbable que los costes de los depósitos aumenten hasta que el euríbor a tres meses entre en terreno positivo", y ahora cotiza en el -0,32%.

Como sucede con las hipotecas, las entidades financieras no se verán obligadas a revisar la rentabilidad que pagan a sus clientes por el pasivo hasta que se incremente el precio oficial del dinero. "El primer año se deben apreciar los depósitos, antes incluso de revisar el precio del crédito", señalaba Ramón Forcada, director de análisis de Bankinter durante un acto organizado por elEconomista, por lo que "el primer impacto de subir los tipos", añadía, "no es bueno para los bancos".

Eso sí, que repunten sus intereses no significa que lo hagan hasta el punto de años anteriores, en los que la banca llegó a pagar hasta un 5% a los particulares para conseguir la financiación que no lograban en los mercados de capitales, cerrados a cal y canto por la crisis de deuda periférica que disparó los costes de financiación.


+ info

El precio de la vivienda libre registra la mayor subida desde que se inició su recuperación en 2015

24/11/2017

El precio medio de la vivienda libre en España se situó en 1.540 euros por metro cuadrado en el tercer trimestre de este año, un 2,7% más que en el mismo periodo del año anterior y un 0,7% más respecto al trimestre anterior, según los datos del Ministerio de FomentoEsta subida interanual es la más elevada desde que se inició la recuperación en el año 2015. En términos reales, descontando la inflación, el precio de la vivienda libre experimentó un incremento del 1%.

Con este nuevo encarecimiento, y ya supone el décimo trimestre consecutivo de subida nominal, los precios se han recuperado un 5,8% desde el valor mínimo alcanzado en el tercer trimestre de 2014. Aun así, siguen por debajo de los niveles alcanzados antes del comienzo de la crisis en 2008, que dio lugar a 26 trimestres de caídas interanuales en el precio de la vivienda. Con respecto al máximo alcanzado en el primer trimestre de 2008, los precios han bajado un 26,7%. En términos reales (teniendo en cuenta la variación del IPC) el precio actual refleja una caída desde máximos del 35,3%, según Fomento, que para el cálculo de los datos ha empleado 130.018 tasaciones inmobiliarias, lo que supone un 31,2% más que en igual trimestre del año anterior

 

Buenos datos para un mercado en plena recuperación, sobre todo en las 12 comunidades autónomas que presentaron crecimientos interanuales: Madrid (6,5%), Cataluña (6,2%), Canarias (5,5%), Baleares (5,4%), las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla (3,8%) y Cantabria (1,2%). Por el contrario, ocho mostraron caídas interanuales, siendo las más destacables Murcia (-1,7%), Comunidad Valenciana (-1,4%), Navarra (-1,3%) y Aragón (-0,6%).

Destaca el encarecimiento de los precios de Cataluña cuando los últimos datos del INE hablan de subidas de tan solo el 2% en septiembre. Los datos de Fomento no reflejan la incertidumbre política que se vive en Cataluña. Es probable que se deba a que las cifras se refieren al tercer trimestre del año, y el punto álgido de inestabilidad en la comunidad se produjo en octubre, con el referéndum independentista. “Hablan de una situación pasada y no sirven para analizar el momento actual. Hacen referencia al tercer trimestre del año y están basados en datos obtenidos durante el verano. La incertidumbre política que se vive en Cataluña desde el mes de septiembre se ha trasladado también al mercado inmobiliario y todo hace presagiar que podría lastrar el buen momento en el que se encontraba el sector”, señala Fernando Encinar, jefe de estudios de Idealista.

Por tipo de vivienda, las más nuevas arrojan un mejor comportamiento de los precios. El valor medio del metro cuadrado de la vivienda libre de hasta cinco años de antigüedad se situó en 1.799,9 euros en el tercer trimestre de este año, lo que supone un crecimiento interanual del 3,2%. En cuanto a la vivienda libre de más de cinco años de antigüedad, el precio alcanzó los 1.531,5 euros por metro cuadrado, con una subida del 2,6% en tasa interanual. La que baja es el precio de la vivienda protegida. El metro cuadardo se situó en 1.130,8 euros, lo que supone un descenso del 0,3% respecto al segundo trimestre de 2017. La variación respecto al mismo trimestre de 2016 muestra una subida del 2%.

Por municipios de más de 25.000 habitantes, los precios más elevados de la vivienda libre se registraron en San Sebastián (3.326,9 euros por metro cuadrado), Sant Cugat del Vallès (3.008 euros), Ibiza (3.002,8 euros), Getxo (2.796,4 euros), Santa Eulalia del Río (2.788,6 euros), Madrid (2.750,2 euros) y Pozuelo de Alarcón (2.741,8 euros). Los precios más bajos en municipios de más de 25.000 habitantes se localizaron en Elda (544,9 euros), Villarrobledo (578,5 euros), Puertollano (584,3 euros), Hellín (586 euros), Ontinyent (586,1 euros) y Jumilla (592,6 euros).


+ info

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas nuestra Política de cookies.